Directiva de federación de asociaciones médicas de salud privada Analizó crisis de las isapres con superintendente de salud

Santiago, abril 2023. “Pese a que fue una reunión cordial, donde se manifestó la intención de seguir trabajando para encontrar soluciones y hacer frente a la actual crisis del sistema de salud en el país, aún hay muchas interrogantes por resolver, lo que aumenta la situación de incertidumbre que viven hoy los médicos de la salud privada en Chile”, declaró el presidente de la Federación de Asociaciones Médicas de Salud Privada (Federación Médica de Chile), Dr. Rodrigo Julio,al finalizar el encuentro que sostuvo la directiva del gremio con el Superintendente de Salud, Víctor Torres Jeldes.

En la reunión, que se realizó recientemente en dependencias de la Superintendencia de Salud, también participó la jefa (s) de la Intendencia de Fondos y Seguros Previsionales de Salud, Sandra Armijo. En representación de la federación asistieron, el presidente Dr. Rodrigo Julio, el vicepresidente, Dr. Sebastián Coda; el director, Dr. Miguel Ramos; y la gerenta general, María  Elena Reveco.

En la ocasión, los dirigentes presentaron la postura del gremio frente a la situación de las isapres y los riesgos que esto conlleva para los prestadores de salud y los pacientes que se atienden en los diversos centros de salud privada del país, independiente si pertenecen a Isapre o Fonasa.

La federación sostuvo que las iniciativas presentadas hasta la fecha por la autoridad están orientadas a reducir las consecuencias de una crisis potencialmente catastrófica, pero que en realidad se debería buscar soluciones para evitarla, ya que, de manera directa o indirecta, esta situación puede afectar las oportunidades de atención de los pacientes debido a los impactos esperables en los prestadores institucionales.

Respecto de la ley que pretende fortalecer a Fonasa, el vicepresidente del gremio, Dr. Sebastián Coda, indicó que “no ha contribuido a dar certeza ni a los médicos ni a las instituciones de ser un modelo que garantice que los pacientes recibirán la atención de calidad que estos requieren, y que hoy ofrecen las clínicas y centros médicos en todo el país”.

Asimismo, el director de la federación, Dr. Miguel Ramos, agregó que las consecuencias de la incertidumbre que están viviendo, tanto los médicos como los pacientes, ya son visibles en el sistema privado de salud. “Esta situación ya está mostrando sus efectos. Hay casos en que los pacientes están gestionando sus cuentas de salud y también se están registrando atrasos en los pagos de algunas isapres. Además, la inversión en salud está actualmente detenida”, subrayó.

Por su parte, el Superintendente de Salud, Víctor Torres, explicó a los asistentes los elementos técnicos que rodean la situación desde el fallo de la Corte Suprema hasta la fecha, y coincidió en que la estabilidad financiera de las isapres es clave para detener la crisis. Sin embargo, los mecanismos para dicha estabilidad no se han establecido. Informó que la liberación de garantías que se ha autorizado a algunas isapres ha permitido mantener la operación, aclarando que éstas se restituyen a los 30 días, y que han intervenido con los bancos para su renovación, con el fin de dar equilibrio financiero al sistema, con el objetivo de que este subsista mientras se discute un modelo alternativo.

Asimismo, se refirió a los posibles alcances de la llamada “Ley Corta” y el sistema de plazos que tendrían las isapres para calcular y cumplir con la aplicación del fallo, señalando que, en el caso de que estas instituciones no cumplan con sus compromisos, serán intervenidas por un administrador provisional, quien ordena los pasivos pagando primero a los pacientes y luego a los prestadores institucionales.

Frente a la consulta sobre el resguardo del trabajo tanto de médicos como de otros profesionales que ejercen en la salud privada, la autoridad recalcó la necesidad de que la Superintendencia de Salud cuente con más atribuciones para fiscalizar áreas que hoy día presentan múltiples vacíos, como los plazos en que las aseguradoras reconocen las deudas con los prestadores y pacientes, que en un escenario de insolvencia estarían en peligro. Al mismo tiempo, explicó que el aumento en las facultades fiscalizadoras se vería reflejado en una reducción de las judicializaciones.

Por último, Víctor Torres recalcó la importancia de que todos los actores entiendan claramente la situación actual de la salud en el país, para lograr estabilizar el sistema, cumplir con el fallo de la Corte Suprema y evaluar un nuevo modelo, regulado y con reglas claras.

Para la Federación Médica de Chile, la reunión con el Superintendente de Salud fue un avance en su labor gremial, ya que permitió exponer a la autoridad competente las inquietudes de los profesionales del sector privado de salud en relación con la crisis y sus efectos, además de enfatizar el interés por participar en todas las instancias de trabajo que permitan resolver la situación, evitando el perjuicio a los pacientes.

Sitio Web por Marx Comunicaciones